La sociedad y el delito

¡Cuidado! Una sociedad también puede cometer un delito

Muchas veces pensamos que las sociedades no pueden cometer delitos, y que todo el peso de un delito recae en la personas físicas y no jurídicas. Está claro, que quien no tiene un contacto con una asesoría laboral en Sevilla o gestoría sevillana puede que no esté al tanto de los cambios en el código penal.

Por ello, en este post se dan unas claves para que no tengas algún contratiempo inesperado.

Rompiendo con la tradición jurídica española, y tras la citada reforma del Código Penal, las empresas –independientemente de la responsabilidad penal de la persona autora del delito– pueden cometer delitos de los que pueden derivarse importantes consecuencias para las mismas.

La nueva regulación legal establece un listado tasado de delitos que pueden ser cometidos también por las empresas si bien el mismo afecta a las diferentes áreas de actividad (blanqueo de capitales, delitos discales, urbanísticos, medioambientales, estafas, revelación de secretos, cohecho,…).

Las consecuencias derivadas del hecho de que una empresa sea considerada responsable penal de unos hechos acaecidos en el ámbito de su actividad van desde importantes multas hasta la disolución de la entidad pasando por la suspensión temporal de actividad o la clausura de locales y centros de trabajo por un período determinado de tiempo.

Para prevenir cualquier posible actuación delictiva de los empleados y excluir la responsabilidad penal de la empresa será imprescindible establecer determinados mecanismos internos de control, que permitan a la misma detectar y prevenir los delitos que pudieran cometerse en el futuro, resultanto necesario el asesoramiento previo y la implantación de programas de cumplimiento normativo específicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *